Fernando Sánchez Dragó es Licenciado en Filología Románica y Lenguas Modernas (Sección de italiano), ha sido profesor de Lengua, Literatura e Historia de España en universidades de diversos países como Japón, Senegal, Marruecos y Kenia, además de dirigir Cursos de Verano en El Escorial, Almería, Sevilla, Cuenca y Ávila. Como escritor ha cultivado la narración, la reseña literaria, el ensayo y la colaboración en prensa y revistas. Desde mayo de 2001 dirige el Colegio de España en París. Su vida literaria ha estado frecuentemente ligada con su quehacer en medios de comunicación, tanto visuales como escritos, habiendo trabajado en televisión también en el extranjero, como en la Radiotelevisión Italiana y en la Japanese Broadcasting Corporation (NHK).

El ponente hace una reflexión acerca de sus últimas publicaciones, indicando que La Canción de Roldán habla de una sociedad, un país, un mundo enfermo, mientras que su última publicación ‘Shangri-la: el elixir de la eterna juventud’ habla de vida. Dos libros convergentes y paralelos. Inicio su intervención comentando que su libro “La Canción de Roldán: Crimen y Castigo” no es el clásico libro periodístico, su escrito es una novela, donde todos los personajes son reales menos uno, la mujer de Roldán. Es una novela de no ficción. En su opinión Roldán se convierte en un chivo expiatorio, lo cual hace que despierte su interés en la persona más allá del personaje. Sánchez Dragó asegura que es la persona que más conoce a Roldán en toda España, no porque se haya leído todo lo que hay disponible, ni porque haya pasado horas junto a Roldán conversando, sino porque es la única persona que se ha leído en su totalidad las miles de páginas manuscritas de Luis Roldán, su diario de cárcel, mientras estuvo  10 años en el mayor episodio de aislamiento penitenciario de toda España.

En palabras del invitado la historia de Roldán no es más que la lucha frenética por el poder entre las dos personas que querían suceder a Felipe González, una era Bjork y la otra era Narcisa. Narcisa quería que Roldán despareciera a cualquier costo, puesto que no quería que volviera y contara lo ocurrido como sucedió, ya que cortaba sus aspiraciones de sucesión a González,  mientras que Bjork le interesaba exactamente lo contrario, que volviera y dijera todo lo ocurrido.

El delito comienza cuando Roldán en vez de repartir el dinero, incentivos extra por la situación a la que estaban sometidos, comienza a quedárselo, que sin bien no es el delito más grave, lo es cuando comienzan a llegar las empresas, se queda con ese dinero y  permanece en París. Para el invitado la lectura del diario de Roldán permite identificar que no es más que el rescate de alguien que estuvo literalmente al borde del suicidio, y que no lo perpetuó debido a la familia y su reencuentro con su Dios de momentos infantiles. Actualmente Roldán ha pagado sus delitos y se ha convertido en una persona decente como lo puede ser cualquiera.

Posteriormente el invitado nos comento acerca de su última publicación ‘Shangri-la: el elixir de la eterna juventud’, la cual nace de sus viajes y vivencias, y le ha permitido elaborar el elixir, que en un determinado momento le ha hecho tomar hasta 68 pastillas en las cuales va mezclado de todo y cambiando los componentes de acuerdo a las diferentes etapas de la vida. De acuerdo al ponente, este es un libro autobiográfico muy personal donde va contando de manera muy pintoresca, diversos episodios de su vida relacionados con la salud, la enfermedad, la vejez, y por qué el famoso elixir. A su entender el antienvejecimiento es posible, a través 3 factores: la genética, el estilo de vida saludable y el carácter.

 

Tras la intervención de Fernando Sánchez Dragó, en el turno de preguntas el interés despertado entre los asistentes por el tema tratado, se tradujo en un debate muy participativo. La primera de las cuestiones que plantearon los asistentes apuntaba al concepto de España que tiene el invito. A lo cual indicó que luego de viajar y vivir en muchos países ha llegado a la conclusión de que el peor país del mundo es España. La barbarie, la envidia, el desprecio a la cultura, la aristofobia son las características principales de la sociedad española. Más adelante hubo también interés en conocer acerca del mindfullness como corriente. A lo que el ponente respondió que hoy en día todos estos conceptos se han vulgarizado. Igualmente fue cuestionado acerca de los aspectos positivos que tiene la sociedad española. A su modo de ver las cosas, lo mejor que aún tiene la sociedad española es la tauromancia, que es lo único que queda de verdad y no virtual. Además rescata que España ha sido un país muy heroico. Otra de las cuestiones por las que preguntaron los asistentes fue acerca de las diferencias entre la época del Roldán y la actual con todos los casos de corrupción que se conocen actualmente. En su opinión en la primera transición no hubo corrupción, se produjo un cambio de régimen con una España llena de ilusión. Lo que está pasando ahora en su opinión, claro que tiene que ver con la época de Roldán, simplemente se está recogiendo las semillas de lo que se sembró en esa época.